¿Qué es el modelo de producción Takt?

0 Comentarios

En los últimos años, Takt Production ha recibido mucho interés en la construcción y estamos viendo cada vez más implementaciones en la industria. Takt Production proviene de la industria aeronáutica y su propósito es estabilizar y mantener el ritmo de producción. La industria de la construcción tiene necesidades y funciona de manera diferente a la mayoría de las industrias. Mientras que en la industria manufacturera, aeronáutica, de comunicaciones, etc. El producto pasa y se transforma a través de estaciones y procesos, en la industria de la construcción el producto se fija en su lugar y son los procesos los que se mueven alrededor del producto. Comprender esto es necesario para saber cómo la industria de la construcción puede implementar con éxito Takt Production.

¿Qué es Takt Production?

Takt proviene del idioma alemán y se traduce como “ritmo”. Hablando en términos musicales, es el espacio que existe entre dos notas. Takt Production es extremadamente útil en Lean Construction en términos de definición de valor, estabilización del ritmo de trabajo y estandarización de procesos. En los últimos 7 años se han realizado varios estudios y esfuerzos para desarrollar una metodología que incluye el caso del Método Takt Time (Frandson et al 2013) en la Universidad de California, Berkeley y Takt Planning and Takt Control (Benninger y Doulhy et al 2017) en el Instituto de Tecnología de Karlsruhe. Han demostrado a través del estudio e implementación los beneficios que aporta Takt Production.

Continuando con la analogía musical. Para obtener una buena sinfonía son necesarios el ritmo, elementos como el espacio, los instrumentos, los músicos, la pieza musical, entre otros. Para implementar un modelo de producción, necesitamos cuatro elementos esenciales.

  1. El valor, el producto y su objetivo necesitan saber dónde se genera el valor.
  2. El espacio / área Takt. Dividiendo el trabajo en zonas.
  3. El ritmo o tiempo Takt. El tiempo que tiene cada comercio para completar su trabajo dentro del área de Takt.
  4. Estandarizando el trabajo para lograr flujo y productividad mejorada.

Entendiendo esto podemos proceder a la integración de un modelo para Takt Production. Se establecen cuatro etapas para la implementación del modelo. Estos procesos son los mismos que existen en la gestión de proyectos: 1) Iniciación, 2) Planificación e Integración, 3) Ejecución y Control y 4) Mejora Continua (kaizen).

Inicio y planificación

En esta etapa se definen los siguientes aspectos:

  1. ¿Cuál es el objetivo del proyecto (definir medidas y objetivo del proyecto)?
  2. ¿Qué genera valor (entregas, hitos importantes)?
  3. Análisis de objetivos y zona
  4. Definir zonas de trabajo según las dependencias de las tareas y las limitaciones.
  5. Definir procesos dentro de cada zona definida

Planificación e integración del modelo

La siguiente etapa del modelo consiste en integrar a los equipos a cargo del proyecto para conocer el modelo. Los procesos que se llevan a cabo en esta etapa son los siguientes:

 

  1. Integración de equipos de trabajo. Esto ayudará a crear conversaciones que contribuyan al desarrollo del objetivo del proyecto.
  2. Definir secuencia de actividades por área y etapas del proyecto.
  3. Definir tiempo de ciclo
  4. Definir los pasos que requiere cada proceso
  5. Secuencia de actividades
  6. Estandarice el proceso de producción mediante el equilibrio de la carga de trabajo
  7. Cree paquetes de trabajo que contengan la secuencia de trabajo.
  8. Definir buffers, capacidad, tiempo e inventario o backlog que permitan equilibrar los procesos de acuerdo con el objetivo.
  9. Combinar los paquetes de trabajo para obtener el ciclo y el área de trabajo que mejor se adapte al proyecto
  10. Definir el plan de trabajo y las secuencias rítmicas del proyecto.

Ejecución y Control

Durante esta etapa, el trabajo avanza según lo planeado y las decisiones se toman a través del monitoreo continuo del progreso de la producción. En esta etapa, se pueden utilizar varios componentes del sistema Last Planner, entre los que se incluyen:

  1. Mira hacia adelante: revisa y propone las actividades y paquetes que vienen en las próximas semanas. Esto ayudará a eliminar las restricciones y mantener el flujo de trabajo.
  2. Planificación semanal: Semanalmente, los equipos de trabajo se comprometen con las actividades que se realizarán la próxima semana. Los paquetes de trabajo se desglosan en actividades día a día de la semana que se está programando.
  3. ¿Lo que fue hecho? Estamos preparados ¿Qué se necesita? Estas son las conversaciones que se desean implementar día a día en la coordinación de equipos. El objetivo es alinear el trabajo de todas las diferentes disciplinas.

Mejora continua

Esta última parte es fundamental para la producción ajustada porque necesitamos aprender de los fallos para mejorar. Algunas métricas pueden ser el PPC, causa de incumplimiento, variabilidad, restricciones, tareas necesarias, etc. Con la mejora podremos ver y mejorar los equilibrios de carga de trabajo, reordenar el programa de trabajo y mejorar la efectividad del trabajo realizado. en el sitio.

El Modelo de Producción Takt permite implementar la producción del proyecto a través de un modelo de producción sistemático, rítmico y flexible para cualquier proyecto de construcción. Con este modelo puede alinear el flujo de producción con los objetivos de gestión del proyecto. Esta metodología puede funcionar en todos los proyectos de construcción, independientemente de su tamaño y complejidad.

AUTOR: Andres Bustos Acevedo

FUENTE DE ORIGEN

Deja un Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.